Débora Chirino, la primera mujer en arbitrar un partido de primera en el valle
Débora Chirino, la primera mujer en arbitrar un partido de primera en el valle.
Histórico

Débora Chirino, la primera mujer en arbitrar un partido de primera en el valle

Dirigió el encuentro que se disputó este domingo entre Villa Larca y Los Molles e hizo historia en la Liga del Valle del Conlara. "No hay nada que limite a una mujer a hacer algo", dijo la árbitra oriunda de Cortaderas.
25/10/2021
L

a lucha por la igualdad de oportunidades en el deporte es constante en los tiempos modernos.  En el fútbol, la problemática es mayor todavía y las mujeres siguen en busca de un balance justo.

Este domingo sucedió un hecho para destacar, Débora Chirino se convirtió en la primera mujer en arbitrar un partido de primera división "B" (categoría masculina) de la Liga Futbolística del Valle del Conlara.

La árbitra, oriunda de Cortaderas dirigió el encuentro por la quinta fecha entre Villa Larca y Los Molles. La terna la completaron Ricardo Chirino (su padre) y Claudio Algarañaz.

 

 

Proveniente de una familia amante de este deporte -su papá, sus tíos, sus primos, su marido, son árbitros-, a Débora (31) no la frenó el ser mujer para alcanzar su meta. Desde pequeña mamó la pasión por el fútbol y siempre supo que nada le impediría alcanzar sus sueños, pese a que se sumergía en un ambiente extremadamente "machista".

"Mi proyecto al iniciar el arbitraje es algún día dirigir primera, es lo máximo que un árbiro aspira, pero nunca me imaginé que iba a ser tan pronto", contó Débora que arrancó a estudiar hace dos años en la Escuela de Árbitros de San Luis y se recibió este año junto a otras 15 mujeres; y ahora, apuesta a la formación nacional en Córdoba.

Sobre su histórico debut en la primera de la Liga del Valle (Cristina Quiroga lo hizo meses atrás en Villa Mercedes), la árbitra afirmó: "fue un partido muy intenso, peleado y trabado, que tuvo el único gol a los 35 minutos del segundo tiempo. Los dos equipos estuvieron muy bien". Pero también, dejó sentada su firmeza y autoridad. Chirino sacó un total de ocho tarjetas amarillas (2 y 6) y una roja.

Si bien señaló que estuvo "concentrada en el juego", resaltó que "hubo un respeto total" hacia su trabajo.

"Yo soy mamá, tengo dos hijos, pero para mí no hay nada que limite a una mujer a hacer algo. Se pone una meta y eso se logra porque no hay ninguna barrera que lo impida", compartió la mujer que hizo historia en la liga regional a El Corredor Noticias.

 

Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me Gusta
    86%
    6 votos
  • No Me Gusta
    0%
    0 votos
  • Me es indiferente
    14%
    1 voto
Dejar un comentario